Banner

DE LA ENDEBLE CONSTITUCION A LA CONSTITUCION CAOTICA

Post 01 Abril 2019 By Fernando Borja Gallegos In Editoriales

Por Fernando Borja Gallegos

Con el mismo título publiqué un artículo en Radio Equinoccio.com, el 4 de octubre del 2018, en el cual sostuve que la endeble constitución y la falta de patriotismo de la mayoría de diputados constituyentes que aprobaron la Carta Política del 2008, sentó las bases para perennizar el caos y el desconcierto en la República del Ecuador.

Los autores, cómplices y encubridores, en irresponsable pacto, expidieron ese mamotreto jurídico a fin de congraciarse con aquel a quien irrestrictamente apoyaron, lo homenajearon y lo prometieron lealtad.

Como ejemplo destaqué el Consejo de Participación Ciudadana y Control Social que, instituido por el artículo 207 de la Carta Política, pronto repugnó por su nefasta actuación.

Hoy, el señor doctor Julio César Trujillo, en inentendible gesto resolvió “recorrer el país a fin de obtener firmas de partidarios de que desaparezca el Consejo de Participación Ciudadana y Control Social”.

El señor doctor Trujillo, seguramente, reconoció la ineficacia de dicho Organismo al comprobar que la integración del Consejo de la Judicatura, presidido por el doctor Merlo. y el Consejo Nacional Electoral, dirigido por la señora Atamaint, nombrados por el Consejo de Participación Ciudadana que él preside, fueron incapaces de mantener armonía y, exteriorizaron desprecio por la opinión pública, por las pugnas que los caracterizó. Pugnas que repercutieron en acusaciones de unos y otros sobre negligencia y errores múltiples.

No es por demás destacar que la mayoría de los actores de la Constituyente del 2008, son los que, en estos momentos demandan su reforma en especial en lo atinente al Consejo de Participación Ciudadana y Control Social.

Insólita la pretensión, luego del proceso electoral, de limitar las funciones de dicho Organismo y, peor aún suprimirlo, por no estar integrado por las simpatías de aquellos que pretenden la supresión.

No creo que la Asamblea Nacional se preste a la patraña de mutilar las atribuciones de dicho Organismo, tomando en cuenta que la extraña conducta de que quienes la propugnan, seguramente, alimentan la esperanza de tener injerencia directa en los nombramientos que competen exclusivamente al Consejo de Participación Ciudadana y Control Social.

 Por lo expuesto, se debe rechazar la aludida pretensión de suprimir o limitar las atribuciones de los integrantes, recientemente electos, del Consejo de Participación Ciudadana.

A la mayoría de los electos para el mentado Consejo de Participación Ciudadana, quizá pocos los conocen, en todo caso, tuvieron el apoyo necesario en las urnas, … ¿entonces qué? Esa es la democracia, caso contrario, desígnenlos directamente y pongan fin al sistema democrático.

1 de abril del 2019

Login to post comments
You are here