Banner

LOS ABUSOS DEL PODER

Post 26 Febrero 2012 By Florha Proaño, diario La Hora In Editoriales

Los totalitarismos y abusos del poder tienen un catastrófico final, pero  destruyen naciones, asolan a los pueblos y mutilan a varias generaciones.  Baste revisar las secuelas de la Primera y Segunda Guerra Mundial, así como los hechos en Oriente Medio.  Caen los tiranos, pero queda la huella del dolor y las cenizas sobre las que se reconstruyen las naciones.

La participación  internacional para frenar la violencia es lenta y tardía.  Prima la teoría de no intervención, pero ¿es válida para  frenar el asesinato  de millares de seres humanos, de niños, mujeres y más víctimas inocentes de las locuras del poder,  como lo que está sucediendo en Siria, por ejemplo?

¿Quién puede entender cómo líderes demoníacos como Hitler, que exterminó a millones de judíos,  convirtió sus pieles  en pergaminos o utilizó sus cabezas reducidas como pisapapeles?  ¿Cómo entender los crímenes de los ‘Camisas Negras’ de la Italia de Mussolini o de otros tantos tiranos? Nada hubiese sido posible sin  adláteres convertidos en ejecutores.

El despertar de los pueblos hacia nuevas formas de gobierno, como lo que está logrando la rebelión árabe o la alternabilidad democrática que viven  Europa y América,  es la respuesta de una vida civilizada, sin odios ni venganzas, en la que primen la sensatez, la serenidad  y la razón.

La no reelección es una buena práctica democrática de naciones con gobiernos parlamentarios o presidencialistas, aunque en algunos casos se recurre a toda clase de artimañas para perpetuarse en el mando. Para fortalecer esta tendencia es  necesaria una sólida educación política, la formación de líderes, el fortalecimiento de partidos políticos, el respeto a la oposición. Pero, ante todo, alejar la injerencia del poder en la administración de justicia.

Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

Last modified on Martes, 27 de Marzo de 2012 22:21
Login to post comments
You are here